Get 10% extra OFF on Porto Summer Sale - Use PORTOSUMMER coupon - Shop Now!

Dermatilomanía: cuando pellizcar los granitos de tu cara se vuelve compulsión

Dermatilomanía: cuando pellizcar los granitos de tu cara se vuelve compulsión

No es necesario sufrir de un acné severo para que aparezca uno o dos granos en la cara. Ni tampoco es extraño sentir el deseo de tocar, exprimir o rascar esa erupción roja con punta blanca. El problema es que no puedes dejar de pellizcar y rascar la zona, pese a que la piel ya está lastimada. ¿La razón? Podrías tener dermatilomanía.

¿Qué es la dermatilomanía?

También se le conoce como trastorno por excoriación. La dermatilomanía es una enfermedad mental relacionada con el trastorno obsesivo compulsivo, y se caracteriza por pellizcarse repetidamente la piel, describe la Fundación Mental Health America.

Suele ser crónico, con períodos de remisión que se alternan con etapas de mayor intensidad. La persona puede rascar o picar piel sana, con pequeñas irregularidades (granos, callos…) o costras. Si no se trata, quien lo sufre puede pasar horas e incluso días causándole estas autolesiones.

Síntomas de la dermatilomanía

Al inicio puede ser difícil detectarlo, pero de acuerdo al Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos (DSM-5), se puede diagnosticar cuando se cumple lo siguiente:

  1. Te pellizcas la piel de forma recurrente hasta dar como resultado una lesión (en algunos casos profunda).
  2. Varias veces intentas no hacerlo.
  3. Además de experimentar angustia, tienes un sentimiento de pérdida de autocontrol, vergüenza e incluso un deterioro en el funcionamiento de esa zona.
  4. Te tocas siempre en solitario o en un espacio donde estar segura que nadie te verá.

¿Qué causa la dermatilomanía?

Aunque no lo creas puede haber un factor genético, ya que algunas personas parecen tener una tendencia hereditaria a sufrir Conductas Repetitivas Centradas en el Cuerpo. Otras causas son la ansiedad y el estrés, especialmente si se sufre en la pubertad cuando se tiene mayor propensión a los brotes de acné y el deseo de encajar en el concepto de “perfección”.

Por otro lado, la dermatilomanía se puede presentar cuando se vive una situación estresante. Actúa como un mecanismo para liberar la tensión, las emociones negativas, frustración, insatisfacción e incluso aburrimiento.

¿Hay tratamiento para la dermatilomanía?

Es necesario señalar que el comportamiento en la dermatilomanía va más allá de los pellizcos, se extiende a lo siguiente: tirar, apretar, raspar, pinchar e incluso morder la piel.

Muy pocas personas que sufren de este trastorno piden ayuda, la razón es la vergüenza. Sin embargo, sí hay tratamientos, algunos de ellos son: la terapia cognitiva- conductual, terapia de aceptación y compromiso, intervención de autoayuda, terapia de reversión de hábitos.

La dermatilomanía: cuando pellizcar los granitos de tu cara se vuelve compulsión, es un problema que requiere de la asesoría de un experto de la salud. Si tú o alguien que amas lo sufren, pide auxilio, no te hace ver mal ni débil. Se requiere de mucho valor y amor cuidar del cuerpo y la mente. 

Compartir esta publicacion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Ana Monterrey
Obtenga nuestra aplicación web. No ocupará espacio en tu teléfono.
Instalar
See this post in...
Ana Monterrey
Chrome
Agregar Ana Monterrey a la pantalla de inicio
Cerrar

Para una experiencia optimizada en dispositivos móviles, agregue el acceso directo Ana Monterrey a la pantalla de inicio de su dispositivo móvil

1) Presione el botón compartir en la barra de menú de su navegador
2) Presione 'Agregar a la pantalla de inicio'.
Ana Monterrey Nos gustaría mostrarle notificaciones de las últimas noticias y actualizaciones.
Descartar
Permitir notificaciones